Amor de Cristo - Amor de Cristo

Buscar
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Pedofilia: La violación de la inocencia

Publicado por Zarko Pinkas en Abuso sexual · 4/9/2014 21:02:25
Tags: Pedofilia

Editoriales | Opinión de Zarko Pinkas  
 
Pedofilia: La violación de la inocencia

Última actualización: 04 DE SEPTIEMBRE DE 2014 13:37 | por Zarko Pinkas

La inocencia de un niño es un regalo de Dios. Ellos son el punto central de la familia. Por eso, los delitos sexuales contra niños y niñas  son la máxima expresión de deshumanización de estas sociedades.

En un pasado, comentar sobre abusos sexuales a la niñez sonada un disparate y no creíble para algunos. Ahora la pedofilia representa un peligro inminente y su propagación  es una  de plaga social.  

Miles de denuncias alrededor del mundo han suscitado un constante reclamo de la sociedad y de las víctimas de los abusos sexuales cometidos por pedófilos. La constancia de la cobertura de los medios de comunicación valientes delatan a diario las violaciones sexuales sobre millones de niños y niñas que han caído en las garras de esta depravación.

Los pedófilos provocan un sentimiento de miedo al manipular a sus pequeñas víctimas con la típica amenaza de culparlos a ellos, lo cual siembra serios daños en la psiquis de éstos.  El otro aspecto, se relaciona en cómo reconocer a un pedófilo en estos tiempos. Este peligro es difícil de detectar, ya que son personas por lo general de apariencia afable. No existe un prototipo definido. Un pedófilo puede ser un individuo adinerado o de escasos recursos, educado o con poca instrucción.  No depende su aberración de su origen, el problema está en una percepción desviada de la relación sexual. Llegan al punto de hablar de que sienten amor por las pequeñas víctimas y niegan rotundamente que hagan daño con su conducta.

Por lo general, estos delincuentes sexuales gozan de la confianza de las familias. Existen muchos casos donde amigos cercanos y familiares cometen constantes aberraciones hacia los niños que quedan cercanos a ellos, por la confianza depositada por los mismos padres. También por medio de  las redes de tratas de personas donde se venden sexo infantil, convirtiendo a las víctimas en mercancía  para consumo de estos degenerados.

¿Qué pueden hacer los padres? Se debe fomentar la cultura de la denuncia en los padres por cualquier medio. Muchos de ellos sienten un abandono por parte de las autoridades y una falta de apoyo para iniciar una recuperación del daño psicológico de sus hijos,  provocado por estos delincuentes.  

Una manera de evitar este delito es enseñarles a los niños  que sus partes íntimas solo las deben ver los padres o el médico, ninguna otra persona más.  Cualquier variación de conducta en un niño deben ser tomadas en cuenta: cambios de humor, de carácter, aislamientos, llantos sin razón,  deben ser luces rojas de advertencia. Una recomendación es la de no tener computadoras o dispositivos con acceso a Internet  en lugares que los adultos no puedan controlar. Los pedófilos navegan en internet con perfiles falsos y hacen amistad con los infantes haciéndose pasar por menores de edad, estos se convierten en presas fáciles de conquistar.  

Aunque Internet y ciertas rede sociales se han transformado en un herramienta útil para estos delincuentes, también permite detectarlos. Ellos, por estar acostumbrados a manejarse en la oscuridad y en la manipulación de sus pequeñas víctimas, sienten la seguridad de que nunca van hacer atrapados y llevados a la justicia. Actualmente muchas personas han conformado grupos para detectar y denunciar a estos criminales por las redes sociales, llevando a una reacción de amenazas por parte de grupos de pedófilos organizados.

La conducta de estos pervertidos es muy difícil de controlar. En diferentes países han sido variadas las formas de tratar a estos sujetos .Una manera de evitar más flagelos es prohibirles el acceso a lugares donde los niños estén expuestos a los abusos, controlar sus movimientos por medio de aparatos de ubicación y negarles completamente el uso de internet.

En este tema, deben prevalecer primero los derechos de las víctimas y nunca el de los abusadores, pues el mensaje sería nefasto para la sociedad que establece una lucha contra estos delitos sexuales aberrantes.

No hay que tener la menor compasión con los pedófilos a la hora de denunciarlos y llevarlos antes las autoridades para buscar justicia. El rol de los padres es vital para proteger a sus hijos e hijas de estos depredadores sexuales, formando grupo de vigilancia que busque detectarlos y presionar para lograr condenas fuertes, evitando la impunidad y mayor incremento de violencia sexual en menores de edad.

La pedofilia forma parte de una verdadera plaga  en nuestras sociedades y no se debe perder el tiempo con estudios y sentimientos de lástima hacia delincuentes de esta categoría. Debe responderse con penas duras y ostracismo – separar a los sujetos de la sociedad -, y  siempre tener en cuenta que la próxima víctima puede ser su hijo o hija, pues los depredadores sexuales siempre están acechando en estas sociedades donde se les permite moverse tras la impunidad, ignorancia y doble moral.




Así viven los diputados suecos

Publicado por Video en Política · 14/8/2014 15:50:17





Trabajar para ser pobre

Publicado por El País en Salario Mínimo · 10/8/2014 15:30:50

Trabajar para ser pobre
Los trabajadores con sueldos más bajos han perdido un 70% de poder adquisitivo en 30 años
David Marcial Pérez México 9 AGO 2014 - 22:25 CEST49

Ver Noticia en: elpais.com

El debate sobre el salario mínimo se ha colado por las rendijas de la abultada agenda política y económica de México. Al imponente arsenal de reformas (fiscal, energética, bancaria, telecomunicaciones) lanzadas por el Gobierno priista a final del año pasado hay que añadir ahora una bala más. Los dos grandes partidos de la oposición, respaldados por recientes estudios de organismo internacionales, han colocado el foco en la política salarial de un país con 53 millones de pobres y una de las brechas por desigualdad de renta más grandes del mundo. El sueldo mínimo que ingresa un trabajador en las zonas urbanas de México, actualmente 67,29 pesos al día (cinco dólares), no llega ni siquiera para cubrir sus necesidades básicas personales.

El primer golpe de raqueta lo dio el Gobierno del Distrito Federal en la simbólica fecha del 1 de mayo, Día Internacional del Trabajador. El jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, defendió la necesidad de elevar el salario mínimo en México para compensar su brutal caída durante los últimos 30 años. “De 1976 a 2014 los salarios se han reducido en un 71% a nivel nacional y en un 77% en el DF”, señaló. Durante la década de los ochenta la mayoría de los países latinoamericanos emprendieron duros recortes en la política salarial para taponar la hemorragia de la inflación que por entonces maltrataba a sus economías. Pero mientras socios de la región como Argentina, Brasil, Uruguay o Ecuador han ido recuperaron lentamente los salarios, México los ha mantenido congelados e incluso los ha rebajado en los últimos años.

La consecuencia de tanto adelgazamiento salarial es que México, la segunda economía de Latinoamérica, ha caído al último puesto en la clasificación de la OCDE sobre los ingresos mínimos que recibe un trabajador, por debajo de países como Estonia, República Checa o Hungría. “Hay mucha gente que está en el mercado de trabajo pero no logra el mínimo necesario para sustentar a su familia. Trabaja pero es pobre. El salario mínimo no alcanza para la supervivencia de las personas”, apunta Antonio Prado, secretario ejecutivo adjunto de la Comisión Económica para América Latina (CEPAL). El organismo dependiente de la ONU subraya en un reciente estudio que “México es el único país de la región donde el valor del salario mínimo es inferior al del umbral de pobreza per cápita”.

La línea de la frontera con la pobreza está en los 1.225 pesos al mes (94,5 dólares) para la Gobierno mexicano. Este es el precio que calcula el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) para una canasta de alimentos indispensables para que satisfacer las necesidades básicas de una persona. Este cálculo deja fuera artículos como, por ejemplo, ropa, calzado, vivienda, muebles, gastos en salud, transporte y educación. Unos costes adicionales que sí son incluidos en otra medida de referencia, la llamada canasta ampliada, valorada por el mismo organismo en 2.518 pesos mensuales (194 dólares). Esta es la línea de bienestar mínimo que más se ajusta a los estándares de los organismos internacionales. Un umbral que queda lejos, un 25% menos, de los 2.018 pesos (162.5 dólares) de salario mínimo mexicano. Y la distancia se agranda aún más si con ese sueldo hay cubrir las necesidades de una familia. Para un hogar de, por ejemplo, cuatro miembros, la línea estaría en los 10.072 pesos (777 dólares). Si trabaja una sola persona en la familia, serían necesarios unos ingresos cinco veces superiores al salario mínimo. Con dos trabajadores, harían falta de 2,5 sueldos cada uno.

“El potencial de mercado de trabajo mexicano no está siendo explotado. El país seguirá con altas tasas de pobreza porque casi la mitad de sus trabajadores cobran menos de dos salario mínimos”, sostiene Prado. Según las últimas estadísticas oficiales, casi el 15% de los ocupados gana un sueldo mínimo o menos y el 41.5% dos o menos. Ese porcentaje, que incluye al sector formal e informal, se traduce en 22 millones de trabajadores para los que su sueldo no es suficiente.

“Nadie está satisfecho. Pero hay que preguntarse quiénes son realmente los trabajadores que efectivamente cobran ese salario mínimo”, señala Basilio González Núñez, presidente el presidente de la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami), el órgano compuesto por Gobierno, patronal y sindicatos responsable de subir o bajarlos cada año. González Nuñez subraya la importancia de afinar más los datos estadísticos ya que solo considera que sean preceptores del salario mínimo aquellos trabajadores del sector formal. Del total de 50 millones de ocupados registrados por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el 42% está dentro del sistema. Y de este grupo, sólo 1.103 millones de trabajadores cobran el sueldo mínimo, un 3,3% del total de asalariados en México.

El mayor de los obstáculos para una subida salarial es su vinculación con una infinidad de referencias económicas que se verían afectadas en caso de un cambio de salarios. Es decir, si el aumenta el sueldo mínimo, también lo harían, por ejemplo, las pensiones, el subsidio de desempleo, tarifas públicas, multas de tráfico o los créditos para la compra de una vivienda que concede la entidad pública Infonavit. Hasta 149 normas federales están vinculadas al salario mínimo.

Una nueva y titánica tarea legislativa para México, que tiene como espejos donde mirarse a varios países sudamericanos. Uruguay creó en 2005 una nueva unidad de cuenta para las prestaciones sociales y los impuestos. Al liberarse de esa pesada carga, los salarios mínimos aumentaron, acompañando el crecimiento del PIB y una moderada creación de empleo. “No ha tenido efectos negativos en la contratación y sin embargo si ha dado influido muy positivamente en la distribución de la renta”, señala María José González, economista del Observatorio Ministerio del Trabajo Uruguay.

El debate ya está en marcha. El Gobierno del Distrito Federal, perteneciente al Partido de la Revolución Democrática (PRD), prepara un informe que presentará al Gobierno federal para que el salario se aumente en 20 pesos a partir del próximo año e ir incrementándolo paulatinamente durante una década hasta alcanzar el coste de la cesta ampliada. En el otro lado del espectro político, el Partido Acción Nacional (PAN) propone llevar el tema a una consulta popular en junio próximo coincidiendo con las elecciones para renovar la Cámara de Diputados.




No tenga miedo

Publicado por Alfredo Medrano en Niños especiales · 13/7/2014 21:11:36

No tenga miedo



Actualizado el 4/11/2007

Uno de los mas grandes ejemplos de "QUERER, ES PODER"..




Economía Social y Solidaria

Publicado por Video en Cooperativa · 29/6/2014 11:04:03

Economía Social y Solidaria



Actualizado el 30/7/2010

Presentación del curso virtual de Fundación Cláritas "Economía Social y Solidaria" a cargo de los docentes Dr. Alberto Barlocci y Lic. Lugiana Gineste





Siguiente
Regreso al contenido | Regreso al menu principal